CIGARRA » Características, hábitat, alimentación y depredadores

Advertisement

Los animales polinívoros son una categoría que incluye a varias especies de animales, clasificados de acuerdo a su alimentación, siendo la cigarra una de ellos.

Advertisement

En este caso, los polinívoros son animales que se alimentan de polen; siendo así muy útiles para la reproducción de las flores, ya que contribuyen al proceso de reproducción de las mismas. Por ello, es importante conocer más sobre los animales agrupados en esta categoría.

La cigarra: un animal que se alimenta de polen

cigarra

Advertisement

La cigarra es un animal de alimentación herbívora que basa su dieta prácticamente en polen; por lo tanto es clasificada dentro del grupo de animales polinívoros. Como bien se mencionó, juega un papel fundamental para la reproducción de las plantas, ya que transporta el polen de una flor a otra, mientras busca alimento.

Características principales: aspecto, alas, tamaño y comportamiento

animales polinívoros

Las cigarras son aquellos insectos popularmente conocidos por su peculiar canto. Estas cuentan con unas membranas vibratorias en su abdomen, que son las que contribuyen a la reproducción del sonido.

Su aspecto en general es robusto, por lo que se diferencian de otras especies, además de que su cabeza es particularmente ancha. Entre las principales características destacan las siguientes:

  • Sus alas son transparentes.
  • Poseen grandes ojos y separados.
  • Dependiendo de la especie de la cigarra, esta puede vivir hasta 17 años.
  • Existen alrededor de 3.000 especies en todo el mundo; incluso, existen muchas que probablemente estén sin descubrir.
  • Una cigarra adulta puede llegar a medir de 2 a 5 centímetros. Sin embargo, existen especies más grandes, que pueden llegar a alcanzar los 18 centímetros.
  • Solo las cigarras machos producen sonido.

Hábitat de la cigarra: ¿en dónde vive?

la cigarra

Las cigarras son unos animales que pueden ser encontrados en prácticamente todo el planeta; exceptuando las zonas polares, en donde no podrían sobrevivir. De resto, habitan en cualquier continente, sin embargo, la mayoría de las especies se encuentran en las zonas que tienen un clima cálido, templado o tropical. Esto básicamente porque son zonas en donde florecen las plantas y las cigarras pueden encontrar alimento con facilidad.

¿De qué se alimentan las cigarras?

Dado que las cigarras son unos animales polinívoros, su alimentación se encuentra prácticamente basada en el polen de las flores. Sin embargo, su alimentación también depende en gran medida de la etapa de su vida en la que se encuentren.

En el caso de las cigarras bebés, estas pasan una gran parte de su vida bajo la tierra, antes de salir al exterior. En esta época se suelen alimentar de la savia de las raíces de las plantas.

Una vez las cigarras salen al exterior en edad adulta, comienzan a alimentarse del polen de las flores. Sin embargo, no dejan de comer hojas o savia de los tallos de las plantas; aunque esto no es en gran medida.

Ciclo de vida y reproducción

ciclo de vida cigarra

Las cigarras pueden durar hasta 17 años; sin embargo esto dependerá en gran medida de la especie, el estado de su hábitat y del ambiente en general. Ellas suelen pasar su vida bajo tierra, emergiendo en periodos que dependerán de la especie. Existen algunas que emergen cada año en el verano, mientras otras aparecen en épocas y tiempos regulares.

Prácticamente cuando la cigarra alcanza una edad adulta, emergerá del suelo y trepará hacia los árboles. Allí, los machos comenzarán a cantar, para atraer así a alguna hembra y aparearse.

Por lo general las hembras suelen poner de 200 a 600 huevos en las ramas de los árboles o los arbustos. Una vez que nacen de los huevos, van bajo tierra a alimentarse de la savia; y allí comienza todo el ciclo de vida de las mismas.

Depredadores principales

La cigarra en realidad posee muchos depredadores. A pesar de que pasa gran parte de su juventud bajo tierra, esto no la libra del ataque de algunos depredadores. Por ejemplo, bajo la tierra puede ser atacada por topos, e incluso hormigas, quienes atentan contra las cigarras jóvenes.

Una vez que las cigarras emergen a la tierra, suelen ser atacadas por un sinfín de depredadores, entre los que se pueden destacar: pájaros, ardillas, arañas, avispas; hasta incluso algunos anfibios o reptiles.

En Australia, particularmente, existe una especie de avispa llamada «avispa asesina de cigarra«, la cual pica a la cigarra cuando esta se encuentra en los árboles o plantas; logrando así que esta quede totalmente aturdida y caiga al suelo. Una vez en el suelo es arrastrada hacia la madriguera en donde será comida de las larvas de la avispa.

Además de los potentes depredadores a los que se enfrentan, existen algunas enfermedades producidas por hongos, las cuales atentan contra la vida de las cigarras. Muchas de estas se encuentran latentes en los suelos, infectando así a las cigarras más jóvenes.

Ante esto, las cigarras poseen algunas estrategias que las ayudan a evadir o escapar de los depredadores. En su mayoría pueden camuflarse fácilmente, o volar rápidamente, cuando se sienten atacadas.